General

Mi colchón se hunde por el centro. Te contamos todo lo que debes saber.

Como la mayoría de productos de uso cotidiano, los colchones también sufren un desgaste a lo largo de su vida útil, estos deberían de estar diseñados y elaborados para cumplir las prestaciones por lo que lo compraste o indica el fabricarte.

Un colchón hundido o deformado es una de la principal causa dolores de espalda, dolor cervical y malestar al despertar cuando estos se asocian al descanso. ¿Has revisado tu colchón?

¿Sabes cómo detectar si tu colchón está realmente hundido?

A continuación enumeramos los factores que determinan que tu colchón se hunda por el centro o se deforme en cualquiera de sus zonas de descanso.

Tipo de materiales

Debes saber qué tipo material compone tu colchón y cómo reacciona este al desgaste, los tejidos por norma general no interfieren de manera notoria en estos problemas, por lo que atenderemos a los materiales internos, principales causantes las deformaciones. Los materiales y componentes más comunes que podrás encontrar son: Espumación, Muelle ensacado, Látex y Carcasa de muelles.

Calidad de materiales

Espumacion: Cuando hablamos de este material nos referimos que, si sufre de una deformación muy acusada es posible que la espumación que lleva tu colchón sea de muy baja calidad o directamente no sea una espumación técnica como el HR o alta densidad, que es la que se debe utilizar para el descanso. En muchas ocasiones la compra de colchones baratos o ventas poco transparentes son las que hacen que tu colchón pueda tener en su interior este tipo de material de baja calidad y lo más posible es que tengas estos problemas  al poco tiempo después de tu compra.

Muelle ensacado: Los colchones con este material suelen sufrir deformaciones más dispersas a lo largo del colchón, resultando bastante incómodo pues básicamente te clavas los muelles comprimidos. Por su baja calidad hacen que estos se deformen de manera considerable y en muchos colchones de media gama utilizan este componente más que por las prestaciones que ofrece por su bajo coste de fabricación, aunque no lo refleje el precio final. Si tu colchón está afectado por deformación es posible que los muelles que han perdido fuelle y son los causantes de ese hundimiento estos suelen dar problemas a los pocos años.

Latex: Los colchones de latex tienden a sufrir una serie de cambios estructurares bastante curiosos, este material también basa su durabilidad en su calidad pero no es tan determinante como los anteriores, al ser un material orgánico este muy susceptible a ambientes donde la humedad y temperatura no so las adecuadas que le rodea reacciona y pierde sus cualidades con facilidad. Tu colchón de latex puede que este hecho un autentico flan o tan duro como una piedra. Mas del 90% de los colchones de este material terminan mas temprano que tarde por ceder debido al su característica natural. Cada vez menos usado, pero estuvo en su auge hace 20 años, así que es posible que hallas mantenido una experiencia parecida si has tenido un colchón de látex.

Caracasa de muelle: Este es el componente mas odiado por tu cuerpo sin dudarlos cuando hablamos de colchones, el muelle en carcasa puede sufrir deformaciones extremas e incluso la posibilidad clavarte algún alambre debido a esa deformación. Por suerte está en desuso, aunque su bajo precio coste de fabricación hace que algunas marcas sigan utilizándolo pese a su inconveniencia. Suelen ser colchones de muy baja calidad los que utilizan este sistema.

Uso

El como use, utilice y se cuide el colchón es fundamental para que conserve un buen estado y un envejecimiento correcto. Es importante no saltar sobre los colchones de pie en cualquiera de su superficie, no doblarlos ni comprimir los para transportarlos sobre todo si tienen muelle, mantenerlos con una humedad y una higiene correcta.

Ciclo de vida

Determinar la vida útil de un colchón esta relacionada con todo lo anterior Los fabricantes realizamos pruebas de ciclos de compresión, torsión y resistencia para emular los usos que estos sufrirán durante su uso, pruebas que se realizan en atmósferas controladas y estables hace que se determine la durabilidad de un dispositivo de descanso. En el caso que los materiales de nuestro colchón sean de buena calidad y tenga un adecuado uso deben de cumplir las especificaciones del fabricante por lo que debería de estar en buen estado durante los años indicados. Pero este puede bajar significativamente si ocurre algo de lo anteriormente mencionado.  De hay viene la frese de “Nuevo no es sinónimo de bueno”.

 

En conclusión

Si tu colchón esta deformado por el tiempo, el uso o por desgracia tienes muy bajas calidades que hacen que este se hunda, te recomendamos cambiarlo por uno que haga te no te levantes por la mañana maldiciendo la cama además del problema de salud que podría ocasionarte o agravarse, gran parte de los problemas asociados al descanso están relacionados con la deficiencia del colchón y no puedes permitir el seguir durmiendo así.  Con todo lo que te hemos contado seguro que eres más consciente y pondrás mas énfasis a la hora de elegir un colchón. Te recomendamos que utilices colchones de espumacion técnica de alto grado pues a día de hoy es el material más completo y avanzado de la industria colchonera, pero debes ser consciente de recibir en este caso la calidad por la que vas a pagar. Porque lo barato sale caro y lo bueno no tiene por que ser prohibitivo solo tienes que encortar ese equilibrio.

Todos los colchones de Belour están fabricados con la máxima calidad certificada bajo unas estrictas pruebas de ensayo, junto a una calidad sublime en todos sus componentes desde el primer cosido hasta el último hilo, en Belour creemos que la calidad tiene que ir unida a la transparencia y sobre todo a un precio más que aceptable. Descubre nuestra gama de colchones aquí.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *